Nemi López


Recientemente terminé de leer “Crónica del pájaro que da cuerda al mundo” de Hariki Murakami. La verdad es que este autor se ha convertido en uno de mis favoritos, me encanta la manera en la que describe las situaciones aunque de pronto siento que se debraya al describir lugares o paisajes con muchos más detalles de los necesarios, según mi punto de vista. En fin, ésta entrada es para hablarles de éste libro.




La frase con la que el autor nos atrapa, nos decribe un día cotidiano de un hombre cotidiano que se ha quedado sin empleo, a lo largo de las páginas se describe su cotidiana vida con su cotidiana esposa en su cotidiano mundo.

Esto, por supuesto, no quiere decir que el libro sea algo cotidiano, muy por el contrario. Lo que quiero decir, es que la vida de estos personajes transcurre con toda normalidad hasta que su gato desaparece, ahí es cuando comienzan a suceder cosas extrañas. El pequeño mundo de nuestro personaje principal se voltea de cabeza cuando el pájaro que le da cuerda a su mundiecillo desaparece y él mismo se convierte en el pájaro que da cuerda al mundo, no es que literalmente se convierta en ave, y debe darle cuerda a su pequeño mundo para que las cosas que se han puesto de cabeza, vuelvan a la normalidad, para ello el protagonista experimenta cosas que a simple vista sólo suceden dentro de su imaginación pero extrañanamente, estos sucesos, dejan cierta trascendencia en el mundo “real”, pero para que entiendan como lo hace, dejaré que lean el libro.

Lo que si voy a contarles, es que a pesar de que el libro me gustó mucho y me pareció muy bueno, el final no me lo pareció tanto, no es que este diciendo que el final es malo ni nada por el estilo, lo que digo, es que lo a que a mí puede gustarme a ustedes no y viceversa. Sinceramente es un libro que recomiendo ampliamente y a aquellos que tengan la oportunidad de leerlo, los invito a que me dejen sus opiniones al respecto.

También, quiero recomendarles un blog y les traigo una entrada donde nos hablan de un libro que sinceramente me han dado ganas de leer, ya les he hablado de este blog, pero es que realmente a mí me gusta mucho. No se trata de un blog literario, es más bien de opión y es por ello que me gusta, los invito a hojear las entradas y encontrarán una gran variedad de cosas. La entrada que hoy comparto comienza así:

Hay momentos en la vida que nos marcan para siempre, que hieren muy profundo y nos dejan cicatrices visibles o invisibles, profundas o superficiales; otros nos dejan alegrías duraderas o tan fugaces como la rosa de un florero.

Hace unos minutos termine de leer La pasión de Artemisia de Susan Vreeland, un libro maravilloso, trata de la vida de Artemisia Gentileschi, una pintora del renacimiento, es una novela muy linda en muchos aspectos, no en el aspecto romántico, es linda porque te hace sentir, a mí me hizo sentir muchas cosas: enojo, ira, frustración, impotencia, esperanza, alegría, más enojo, preocupación, ansiedad, paz…”

El link se los dejo aquí:




El blog se llama Chicawapa y lo publica una persona muy querida para mí. No me alargo más y los dejo con estas recoemdaciones.

Hasta pronto.